Header

Header

lunes, julio 10, 2006

Llueve...


Llueve.
el día
late
gris
mientras
te pienso
y te
deseo
entre
mis manos
en
mi
carne
entre mis
huesos
acampando
dentro de mis
piernas
mientras
florece
tu piel.

9 comentarios:

Anónimo dijo...

Chiquito, yo tambien te pienso!

MaReS dijo...

Jjajajaj, a que adivino para quien es y a que adivino quien lo contesto!! Bueno pero me lo reservo. Hermoso poema amigo, a veces es mejor escribir que hablar, con este poema dejaste plasmado mucho mas que amor y sentimiento!
Un abrazo!

Patricia Minalla dijo...

Wao que belleza

ojitos dijo...

mientras no llovizne olvido, todo andara bien..
hermoso poema (y hermosa la respuesta)

Ana María Fuster dijo...

Querido poeta, como siempre, intenso, rítmico y pura sensibilidad.
un abrazo

Noelia dijo...

Angel: antes que nada muy lindo blog, el poema que has escrito es hermoso... para ser sincera nunca me gustaron los poemas, bastó con leerte para darme cuenta de lo mucho que me gustan... Gracias por eso, un beso enorme y voy a seguir visitando este lugar tan bello como las palabras de su dueño.

El Navegante dijo...

Hermoso Angel, pues se fusiona el amor, la pasión y la eterna energía de la naturaleza, capaz de hacerte aguardar con esperanza, ese día, el florecimiento de su piel.
Un fuerte abrazo

Angel Matos dijo...

Gracias a todos los lectores que han entrado a mi artesanal espacio He leído cada uno de sus comentarios los cuales conversan entre sí, que son espejo mío y suyo. Cada cual me ha leído según me ha mirado y ha dejado esa mirada plasmada en letras. Aca de uno a quien este experiencia virtual cancela las distancias, mi abrazo y no duden en ser bien críticos conmigo.

Yadneysha dijo...

¡Qué hermoso poema Ángel! Me alegra un montón por todo lo que he leído desde la página de Ana que hasta has publicado un libro. ¡Me alegra mucho que hayas realizado uno de tus sueños! Y más me alegra que hayas encontrado el amor. Eso sí que me pone muy contenta. Espero que toda vaya bien y seguiré vistando tu blog. Saludos y me alegra después de tantos años volver a saber de tí. Cuídate.